lunes, 4 de marzo de 2013

INTEMPESTIVA...



Nu assis a la chemise - Amedeo Modigliani


(Por: Taty Cascada)


Dedicado a ti, a tu mirada, a tu boca caprichosamente tibia y tan añorada.




Clavas tu mirada
 donde el ojo extravía el horizonte.
Es la señal esperada
 para que mis dedos en tu boca jueguen,
busquen,
 y se humedezcan de ti, lo suficiente
para convocar el naufragio de tu lengua.

De improviso
la avidez de tus uñas siento en mis carnes
y mi cuerpo se enrosca enfebrecido.
Jadeante te susurro:
No apartes tus manos que me provocan.

De ti palpo todo
y contigo enajeno el pensamiento.
Admito
que al contagiarme de tu aroma
erráticos zozobran
el desvelo de los besos no paridos
y el cansancio de los labios no saciados.

Soy tú.. Eres yo. Somos los dos.

Pegada mi mano en tu pecho
intempestiva consiento
que el paladar se desborde en sabores
aunque yo me pierda...


Safe Creative #1201210946570

37 comentarios:

Lichazul dijo...

qué buen retorno TATY
Rebienvenida al pixel!!!

el poema arde y se entrega en cascada de sensualidad pura


abrazos y energías , nos llegó Marzo!!!

Sombragris dijo...

Deseo y pasión desatados en el amor...Descontrolado ímpetu...Como siempre bordas con tus palabras sueños...Un beso enorme, amiga chilena del alma

Maria Rosa Giovanazzi dijo...

TATY; que placer volver a leerte. Has regresado con todo.

Un poema sensual donde el amor se desborda entre la pasión y la ternura.

Buenísima semana.

mariarosa

Ana dijo...

Tan pasional como siempre, Taty, y poética como nunca. Espero que hayas descansado, pintado y disfrutado mucho.
Un abrazo

chalyvera@gmail.com dijo...

Gracias por regresar.
Asi como lo añoras,
nosotros te añoramos.

Besos

Gaspar dijo...

Wuauuuu, que desborde de pasión y entrega, amiga querida tus letras dibujan el éxtasis de un sentimiento verdadero.

Creo que has tenido unas vacaciones muy inspiradoras.

Un beso enorme.

Índigo dijo...

Y la primavera se desborda, intempestiva, entre tus letras.

Me alegro de tu regreso. Besos.

David C. dijo...

Asu. Excelente.
Saludos
David
Pd: He escrito un cuento en mi antiguo blog Cine para usar el Cerebro, se llama "Todos podemos ser gerentes".

enletrasarte (omar) dijo...

un poema genial
saludos

María Isabel Espiñeira Castelos dijo...

esperaba ansiosa tu vuelta y no me has decepcionada. Has regresado más Taty que nunca. Cuando todo es así de hermoso, ¿para qué recordar que afuera la vida continúa, si la vida está dentro?

Un beso

Mabel

Antonino Geovanni dijo...

Esos olvidos memorables... me dejas anonadado con tu arrolladora pasión.

Besos, Taty.

Susana Peiro dijo...

La vida continúa afuera, indiferente a los amantes, a sus miradas y besos y pasión. Olvidarla por completo, aunque sólo sea por breves instantes, y dejarse llevar intempestivamente, es un regalo de la pródiga naturaleza.
Hemos regresado, querida Amiga.
Un abrazo inmenso para Vos.

Bárbara Himmel dijo...

Indudablemnete con el sello de Tatiana Cascada!!
bello amiga allende los andes!!!
quenchiiiiiiiii....
de vuelta al ruedo yo!!
todo mi cariño per te!!!

Rocío L'Amar dijo...

y llegó, mi señora, a potope, subiendo el termómetro sexual...

bienvenida al 2013.

buena cosecha, bss, Ro

Luismi dijo...

Nunca puede ser intempestiva tu vuelta. Bienvenida como siempre.

Besos y abrazos.

Alicia Montero dijo...

Querida Taty, me encanta la sensualidad que tus letras provocan!

Linda, felicidades!

Ali

Luis de Burg dijo...

wow!!!! como siempre tan exquisita, tan completamente femenina, tan insaciable, tan humanamente salvaje.... me haces regresar en el tiempo, cuando el amor lo embriagaba todo y olvidaba por momentos que el mundo seguía girando, completamente pegados olvidando por ratos la hilación del tiempo y despertando sin saber en que cuerpo estábamos habitando.... sencillamente adorable, cada párrafo, cada línea, felicitaciones como siempre..... besos!!!!

Myriam dijo...

Hay momentos en la vida de uno, como éste que tan sensualmente describes, que hacen que el tiempo se detenga...

Un beso y un abrazo, Taty

NVBallesteros dijo...

Me dejaste sin aliento...Me da gusto tu retorno extrañaba tus letras...Besos

Ceciely dijo...

Saludos Taty, gracias por estar en mi blog…
Eros en tus letras llevándonos a mundos sublimes donde solo existe uno…aun siendo dos.
Precioso poema.
Abrazos.

Gino Ginoris dijo...

Nada escapa a unos dedos rozando a una lengua que a su vez se desborda y fluye, como la vida que afuera continua
Exquisito

Migli2007 dijo...

El amor, la pasión es regalo de vida, y así la vida continúa desbordando sensaciones.
Magnífica, como siempre mi querida amiga.
Un abrazo, muchos abrazos
Maffi

Mª Jesús Verdú Sacases dijo...

Como siempre, Taty, nos sorprendes con otra belleza de poesía donde captas la esencia de sentimientos limpios y puros.

Disfrutar de tus palabras es conocer la belleza que la humanidad puede albergar en tu interior.

Ya sabes que te admiro como poetisa por esa sensibilidad sublime que captas en cada vocablo.

Gracias por deleitarnos con tu talento poético y compartirlo en tu espacio de exquisitez literaria

John Desde dijo...

Sin duda que no es un naufragio de la lengua el poema, a vela y bien a vela, a bordo en un intercambio de pronombres. Saludos

Rebecca Rosenbaum dijo...

hola Taty,
un poema muy ardiente. Una belleza de palabras donde el amor permanece glorificado.


un abrazo fuerte^^

TORO SALVAJE dijo...

Te felicito por este magnífico poema.
Sensualidad hermosa.

Besos.

Sor.Cecilia Codina Masachs dijo...

Gracias por volver con estas letras tan apasionadas que bien merecen olvidar que afuera continua la vida.
Mil besos para ti.
Con ternura
Sor.Cecilia

Felicidad Batista dijo...

Taty, qué feliz reencuentro mi admirada amiga y poeta.
Hace dos semanas que en un día como este sábado tuve el privilegio y la alegría de conocerte, y hoy entro en tu acogedor espacio literario y me encuentro con este poema.
Apasionado, sí y con esa factura de versos intensos que transmiten vida y tacto y fuerza desde la nostalgia arrebatadora.
Un regalo tu vuelta con este magnífico poema
Me regreso a leerlo de nuevo.
Abrazos muy, muy cercanos amiga

Conchi dijo...

Hola Taty, no sabes como me alegra tu vuelta, y encontrar tus maravillosos escritos.
Me encantaron éstas letras, se nota que vuelves con la fuerza que te caracteriza, un beso amiga.

Humberto Dib dijo...

En momentos así, creo que ni me daría cuenta de que afuera existe.
Muy bella.
Un beso.
HD

Ío dijo...

Son de una fuerza preciosa estos tus versos, Taty, y me encantaron.
Volviste desmedida, con las manos llenas de hermosos adentros.
Muchos besos, y siempre mi admiración, poeta.

Ío

40añera dijo...

Llevo mucho tiempo sin venir por tu casa virtual a saborear tus sensuales y maravillas letras y me encanta volver y descubrir que sigues mejor que siempre

Un besote

Mercedes Ridocci dijo...

La fuerza y la pasión de tus versos no deja de asombrarme, esa sensualidad erótica que define a muchos de tus poemas deslizan o penetran más allá de los cuerpos que no se sacian.

Un fuerte abrazo, amiga

Jose Ramon Santana Vazquez dijo...

Hermosa pasión en tus versos,Modigliani me encanta,estimada Taty espero estes bien,volver a leerte es un placer para mi, un abrazo siempre tu amigo.J.R.

Anouna dijo...

Beber hasta embriagarse de buen vino...esa es la buena señal que me deja este poema...El vino en fina copa deseada, que se sorbe lentamente, con la pasión pegada al horizonte. Uvas destiladas y abiertas al punto de ser degustadas.

Si esperamos (los lectores) buena educación para el sentir y verter sentimientos...Hay que leerte amiga.

Genial
Beso
Anouna

Adriana Alba dijo...

Una alegría volver a leerte Taty.
Gracias por tu visita, estoy con poco tiempo para visitar los blogs, pero siempre me haré un lugarcito para pasar por tu casa.

Hermoso y profundo poema a la mirada añorada...cuánto nos dicen las miradas!
Besitos muchos.

MAJECARMU dijo...

Esa expresividad abierta al deseo y a la ternura...Ese sentirse en unidad con el otro,olvidada del mundo y de sus ruídos...Nos invita a sentir y a crear y recrear la vida con el sentimiento.
Mi felicitación por tu elocuente y sentido poema,amiga.
Mi abrazo grandote y feliz día.
M.Jesús