martes, 25 de agosto de 2009

HE SOÑADO CON UN BESO...


He soñado largas noches y azules madrugadas,
con un beso tuyo, en primavera y en estío.
Con un beso, que extinga mi férvida ansiedad,
me surta de dulzores , y olorosas resedas.
Un beso que consuma, el ocaso del vacío,
y selle mis ardores, con su soplo de humedad.

He soñado y soñado, con tu anhelada dulce boca,
he dormido, con mis caricias granas, embriagadas.
Como silente amante nocturna, desvarío, desvelo,
para soñar con tu beso, agonía que me trastoca.
Dulce aliento de almendras dulces y maduras,
desbordas mi rubor, y extirpas mi agudo celo.

He soñado con tu beso, fruto acuoso prometido,
silencioso sacrilegio soñado, destino añorado.
Sólamente un beso tuyo, melifluo, tembloroso,
calmará toda ésta ansiedad, y pecho turbado.
Carne de mi enervada carne, hueso de mi hueso,
labio carnal, orgiástico, tremolante, flameado.

He soñado en amaneceres y ocasos de lunas,
con un beso extremado, de sándalo perfumado,
que queme como fuego y derribe mis cadenas.
Un beso que lame la piel de mi rojizas venas,
que transfigure mi rostro mustio, cansado,
en ambrosía cierta, de mis congojas y condenas.

He soñado, con un beso tuyo...

( Por: Taty Cascada )